#Colombia: Pastores lavaban dinero Narco

15 de mayo de 2015

Expediente dice que los dos ‘religiosos’ capturados justificaban como diezmos plata de narcotráfico.

 

El dominicano Jorge Mercedes Cedeño, que entre los seguidores de una supuesta iglesia anglicana es conocido como un ‘profeta con el don de la sanación’, es el otro pastor capturado por la Policía bajo cargos de pertenecer a la red narcotraficante del ‘clan Úsuga’.

En videos en las redes sociales, Jorge Cedeño baila, canta y grita mientras milagrosamente cura males como la artritis, tensión alta, gastritis y dificultades para caminar con tan solo lanzar agua o tocar a los creyentes.

La Policía y la Fiscalía dicen que el extranjero utilizó su cargo como pastor de esa iglesia y como miembro de la ONG Organización de Paz Colombiana (OPC) para lavar al menos 1.000 millones de pesos del capo Dairo Antonio Úsuga David, alias Otoniel, máximo jefe de la banda.

Su enlace, de acuerdo con la investigación, era el también miembro de la Iglesia Anglicana Misionera Mundial Orlando Arce Ortiz, quien se presenta como obispo y presidente de la ONG. Junto a él fueron detenidas Martha Cecilia Madrid, la cuñada de ‘Otoniel’ a la que conocían como la ‘Jefa’, y su secretaria Lady Johana Guzmán.

En los audios presentados por la Fiscalía en la audiencia en los juzgados de Medellín quedó evidenciado que el obispo Arce, oriundo de Quibdó, era uno de los encargados de buscar los acercamientos con la Fiscalía y la Embajada de Estados Unidos para tramitar un sometimiento de la banda criminal.

En las interceptaciones mencionan que contactaron al vicefiscal Jorge Fernando Perdomo. El ente investigador ha confirmado que esos contactos se han dado, aunque en su momento no precisaron si con los pastores.

El obispo también ubicó a la candidata a la Alcaldía de Bogotá, Clara López, para pedir ayuda en las gestiones. Esa reunión, según dijo López a los medios de comunicación, remitió al obispo Arce y a un cardenal a la Defensoría del Pueblo.

La Policía dice que la red pagó los servicios del supuesto religioso y que también le pagaron a un agente del CTI en Antioquia, que nunca cumplió con las gestiones, para asesorarlo.

Consultado por este diario, el obispo Francisco Duque, vocero de la Iglesia Episcopal de Colombia, dijo que Arce “no pertenece a la Iglesia anglicana” y que intentó sin éxito certificar sus iglesias en esa comunidad religiosa. Pese a eso, Arce dice que en el 2000 se graduó en Barranquilla del Seminario Católico Anglicano y que es miembro del Episcopado Independiente Colombiano.

Diezmos de los ‘siervos’

La Policía dice que el capo ‘Otoniel’, por quien ofrecen una recompensa de 2,5 millones de dólares, vio en las iglesias protestantes que se han multiplicado en el Urabá antioqueño y chocoano una oportunidad para ampliar su influencia sobre comunidades de la zona y para lavar dinero producto del narcotráfico.

A través de su esposa, Blanca Zenobia Madrid Benjumea, alias la Flaca, (capturada en febrero pasado), comenzaron a acercarse a las iglesias y a hacer aportes para la construcción de otras en Turbo, San Pedro de Urabá y Necoclí, donde ‘los Úsuga’ tienen fuerte influencia.

“Detectamos aportes que el ‘clan Úsuga’ hizo a esas iglesias. A la de Turbo, la mujer de ‘Otoniel’ asistía con frecuencia luego de aportar 100 millones de pesos”, indicó un oficial. Así, lograron poner de su lado al ‘obispo’ Arce Ortiz. La Policía dice que él, capturado en Cali después de visitar a la ‘Flaca’ en la cárcel de Jamundí (Valle del Cauca), prestó su iglesia y la ONG que presidía para lavar y mover dinero.

“Lo primero que hicieron fue utilizar la ONG para trasladar la plata de un lado a otro. En los carros de la organización movían millones de Turbo a Medellín, o a Sincelejo y Montería”, dijo otra fuente.

Agregó que el dinero era entregado por Martha Cecilia Madrid Benjumea a Arce, y correspondía a las mensualidades que ‘Otoniel’ enviaba para la compra de bienes.

En los registros de la Policía aparece que en al menos dos ocasiones Arce fue requerido en las vías de Antioquia, y justificó el dinero que transportaba como diezmos de sus “siervos”. En Colombia, las iglesias no están obligadas a reportar a la Dian los diezmos y donaciones.

Las autoridades dicen que Martha Cecilia (la ‘Jefa’) era la encargada de hacer las inversiones de la banda en fincas, casas y vehículos de alta gama. De hecho, ella vivía en un lujoso condominio en Rionegro (Antioquia). Su casa está valorada en 4.000 millones.

“En el 2013 comenzaron a notar que tenían mucho flujo de dinero en efectivo y planearon hacer inversiones en el extranjero. Ahí es cuando el pastor dominicano es contactado”, señala otro investigador. El ‘clan Úsuga’, según la Policía Antinarcóticos, puede mover hasta dos toneladas de cocaína semanalmente.

La Policía cree que el obispo Arce se encargó de contactar al dominicano Mercedes Cedeño. “Desde el 2013 venía cinco o seis veces al año para hacer los movimientos de dinero. Lo hacía a través de casas de cambio en Medellín, donde pagaba para retirar el dinero sin registros en Santo Domingo (República Dominicana)”, indicó la Policía.

En la investigación, se documentó que Cedeño entró al país en febrero pasado y que durante ese tiempo montó ceremonias de sanación en quioscos y casas en el Urabá. Cuando fue detenido, preparaba su viaje de regreso a Santo Domingo, pues el permiso de Migración Colombia estaba próximo a vencerse.

En las últimas conversaciones, según dijo la Fiscalía, habló del movimiento de 725 y 300 millones de pesos que iban a ser puestos en el sistema financiero de República Dominicana. Allá, Cedeño registraba el dinero como donaciones de “siervos” de la iglesia.

Ahora, la Policía trabaja con las autoridades de República Dominicana para identificar los bienes que la banda criminal adquirió en ese país.

 

FUENTE: http://www.eltiempo.com/politica/justicia/captura-de-dos-pastores-que-apoyaba-al-clan-usuga/15756938

También te podría gustar...

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: