Mueren 33 niños calcinados en un bus ilegal de una org.coercitiva en Colombia | Red LibreMentes

Mueren 33 niños calcinados en un bus ilegal de una org.coercitiva en Colombia

Luto nacional por la muerte de 33 niños en Fundación, Magdalena

Los niños acababan de salir de un culto religioso. Un testigo asegura que el conductor del automotor les ordenó a los pequeños tanquear el vehículo y que en la maniobra el bus explotó.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Una dantesca escena rompió la tranquilidad dominical en el municipio de Fundación (en el norte del departamento del Magdalena), donde 31 niños que regresaban a sus casas tras participar en un culto religioso en la Iglesia Pentecostés murieron ayer calcinados en el interior de un bus afiliado a la empresa Coficonortin Ltda., con placa UVS 556 de Barranquilla.

“Cuando sentí que el incendio salió pa tras pa donde nosotros, y todo el mundo comenzó a gritar y a correr pa todos lados, yo reaccioné, reprendí en el nombre de Jesús y me tiré por la ventana, y una vecina comenzó a empujar a varios niños”, dijo a Caracol Noticias uno de los pequeños que sobrevivió al siniestro que dejó 25 heridos, la mayoría de los cuales fueron remitidos a hospitales de Santa Marta y Valledupar.

Lo increíble de esta tragedia es un testimonio de un hombre que asegura que vio a los niños tratando de tanquear el automotor con gasolina. Cuenta Evaristo León que “cuando en una de esas que el carro está ahí el chofer les dijo a los niños ‘échenle un poquito de gasolina al carro mientras yo me voy a tomar gaseosa’ (…). Los niños le echaron gasolina y entonces prendió el carro”. De confirmarse que la tragedia ocurrió por esta imprudencia del conductor, el hombre podría ser acusado de homicidio y afrontaría una condena de por lo menos 40 años de prisión. Al parecer, el conductor cuya identidad se desconocía al cierre de esa edición, huyó del sitio al observar la dimensión del desastre. Horas más tarde apareció custodiado por agentes del CTI.

La declaración también descartaría la primera hipótesis del fatal accidente, según la cual una aparente falla mecánica habría originado una fuga de combustible que en cuestión de segundos se convirtió en una incontrolable llamarada que devoró el bus. El testimonio de León demostraría, además, que irresponsablemente en el automotor se transportaban pimpinas con gasolina que sería de contrabando, cuyo deficiente almacenamiento facilitó la propagación del fuego. La Fiscalía recolectó ayer las primeras evidencias en la escena del crimen para tratar de determinar, con apoyo de peritos, el verdadero origen del siniestro que envolvió de tristeza a esa población del Magdalena, y de indignación a millares de colombianos que ante lo sucedido se pronunciaron a través de las redes sociales.

De acuerdo con el gerente del Hospital Universitario Fernando Troconis de Santa Marta, Jesús David Numa Jr., quien publicó en su cuenta de Twitter la situación de los sobrevivientes al accidente, entre los pacientes estabilizados hay “un total de 5 niños y 1 adulto; 2 en cirugía y 4 con manejo de hospitalización”.

El presidente Juan Manuel Santos, entre tanto, lamentó los hechos a través de su cuenta de Twitter: “Dolor inmenso de padre y colombiano ante tragedia de nuestros niños en Fundación. Solidaridad, oración y apoyo a sus familias”, afirmó el mandatario, quien anoche se desplazó a esa población.

Esta tragedia trae a la memoria otras noticias dolorosas como la de los 21 menores del colegio Agustiniano de Bogotá, que murieron el 28 de abril de 2004 cuando una cama-baja que transitaba por la avenida Suba cayó sobre el bus escolar que transportaba a los estudiantes. Asimismo, el accidente de tránsito en la vía Chiquinquirá-Otanche, en Boyacá, donde murieron dos pequeños luego de que un bus que transportaba a 50 niños que se desplazaban para presentar la prueba del Icfes se saliera de la vía y fuera a dar a una quebrada.

FUENTE: http://www.elespectador.com/noticias/nacional/luto-nacional-muerte-de-33-ninos-fundacion-magdalena-articulo-493156

NACIONAL 19 MAYO 2014 – 9:14 AM

Conductor de bus en el que murieron 32 niños se habría entregado a las autoridades

Jaime Gutiérrez Pino no tenía licencia de conducción y debía más de 400 mil pesos en multas.

 La muerte de 32 niños que regresaban a sus casas tras participar en un culto religioso en la Iglesia Pentecostés en Fundación, Magdalena, estremeció al país. Murieron calcinados en el interior de un bus afiliado a la empresa Coficonortin Ltda., con placa UVS 556 de Barranquilla.

De inmediato las familias de las víctimas y las autoridades apuntaron a buscar las causas del fatídico accidente, que al parecer se habría tratado de una imprudencia del conductor, Jaime Gutiérrez Pino de 56 años, quien además – según indicaron las autoridades, no contaba con licencia de conducción, debía multas por un valor de 405.889 pesos y no tenía al día revisión tecno mecánica del autobús.

Según fuentes preliminares, después de que se difundieran los rumores de la presunta culpabilidad de Gutierrez, quien escapó del lugar de los hechos, familiares de los menores fallecidos atacaron su vivienda y salieron en su búsqueda , hecho que habría llevado a que el hombre se entregara a las autoridades.

Lo increíble de esta tragedia es un testimonio de un hombre que asegura que vio a los niños tratando de tanquear el automotor con gasolina. Cuenta Evaristo León que “cuando en una de esas que el carro está ahí el chofer les dijo a los niños ‘échenle un poquito de gasolina al carro mientras yo me voy a tomar gaseosa’ (…). Los niños le echaron gasolina y entonces prendió el carro”. De confirmarse que la tragedia ocurrió por esta imprudencia del conductor, el hombre podría ser acusado de homicidio y afrontaría una condena de por lo menos 40 años de prisión.

La declaración también descartaría la primera hipótesis del fatal accidente, según la cual una aparente falla mecánica habría originado una fuga de combustible que en cuestión de segundos se convirtió en una incontrolable llamarada que devoró el bus. El testimonio de León demostraría, además, que irresponsablemente en el automotor se transportaban pimpinas con gasolina que sería de contrabando, cuyo deficiente almacenamiento facilitó la propagación del fuego.

ESCUCHA LAS INSÓLITAS DECLARACIONES DEL PASTOR DE LA CONGREGACIÓN, RESPONSABLE DE LA MUERTE DE LOS 33 NIÑOS.

También te podría gustar...

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: